noviembre 12, 2018 Consejos

Tenemos cuatro protagonistas y cuatro tipos de barba para 2019, ¿apostaremos por la barba larga o iremos ? ¿volverá la perilla de los 90? ¿será el año del bigote? Lo que está claro es que la barba ha llegado para quedarse.

Se va a acercando la época de hacer repaso del 2018 y mirar hacia un nuevo año. El tiempo se acorta pero, ¿se recortan también nuestras barbas? La tendencia en grooming a nivel internacional nos dice que sí, que los años de dominio de la barba larga-hipster han pasado a mejor vida y en 2019 veremos un acortamiento progresivo de la barba para darle mayor protagonismo a la mandíbula.

Barbas de tres días o cortas que aprenderán a convivir con los bigotes, ese eterno aspirante a protagonista del año que siempre se queda a mitad de camino. Precisamente, la combinación de la barba con el mostacho es la que se hace con el premio gordo en 2019.

El regreso de los 90 ha estado muy presente en la moda, en las pasarelas y ahora también en las peluquerías. Si creíais que nunca más os ibais a cruzar una perilla en la calle o en la oficina, no podíais andar más equivocados. Los que no habéis podido lucir barba porque la tenéis muy irregular o con calvas, estáis de enhorabuena.

BARBA CORTA, LA BARBA MÁS DE MODA EN 2019

Los ingleses lo llaman stubble beard o scruff look, en las redes sociales ya ha empezado su reconquista y es que esta «barba de tres días» que da un «aspecto desaliñado» se confirma como la barba de 2019. Se la hemos visto a Bradley Cooper, también a Pablo Alborán, Ryan Reynolds o Ryan Gosling… demasiado guapos como para no prestarles atención.

¿Cómo se consigue una barba de tres días?

No descubrimos el mundo si decimos que hay dos formas para tener la barba corta. La primera es afeitarse con cuidado y esperar 48-72 horas a que crezca para que la barba asome sobre nuestra barbilla pero no cree una capa uniforme. La otra opción es pasar la recortadora entre el 1,5 y el 3 por tu barba tupida, conseguida con años y años de esfuerzo, y dejar ver tu piel (le vendrá bien). Sin duda una de las barbas más cómodas que existen, no quieren de aceites/bálsamos/ceras y se mantiene de forma muy sencilla. 2019, ¿el año de los desaliñados?

VUELVE LA PERILLA DE LOS 90

Dijiste «nunca más», afirmaste «se acabó», juraste «una y no más»… y ahora te contamos que la perilla es una de las barbas de 2019, e incluso llegas a planteártelo. Regresa las perillas pero lo hacen en una versión muy natural, la más puro estilo Johnny Depp. El resurgimiento de la moda de los 90 se nota en las zapatillas, los chándales de marcas del pasado y también en el grooming. Junto con el pelo con raya en medio, las perillas ya se han postulado para protagonizar el 2019.

En serio, ¿cómo es la perilla en 2019?

Decíamos que se buscan las perillas naturales, no queremos ver esas perillas superperfiladas al más puro estilo Ben Affleck. Especialmente indicado para aquellos que tengan una barba poco poblada o totalmente inexistente en las mejillas, la perilla se deja crecer en la base de la barbilla y en la zona del bigote y se recorta el resto de la barba. Un buen comienzo podría ser hacer un ‘barbiperi’ (no nos cansamos de inventar), es decir, dejarnos barba de unos días y destacar la perilla con un largo superior.

¿SOBREVIVIRÁ LA BARBA LARGA AL 2019?

Cuando veas las barbas de tus vecinos cortar… bueno, tampoco nos pongamos radicales. Es verdad que las barbas largas tendrán menos protagonismo en 2019 pero siempre habrá leales como Jake Gyllenhaal, Jared Leto o Jason Momoa que la defiendan.

¿Cómo evitar llevar una barba pasada de moda?

Pasan a mejor vida los cortes de barba más radicales, con barbilla puntiagudas, los bigotes que sobresalen de la barba o las barbas largas sin alborotadas. Toman la palabra las barbas más cuidadas a base de los productos adecuados, como cera y jabones hidratantes. Si vas a llevar barba, defiéndela y cuídala para que sea irresistible.